Regalos de Navidad materiales, pero conscientes.

El año pasado escribí un post llamado Qué regalar en Navidad y por qué, que dividí en dos partes y que gustó mucho porque ofrecía solución a dos problemas: el porqué y el qué. En primer lugar, compartí una amplia reflexión sobre cómo podemos tomarnos la tarea de hacer regalos para no perder el tiempo, el dinero, ni la paciencia; y, además, destiné la segunda parte a dar ideas para regalos.

Este año la cuestión se repite, ¡pero enfocándome en ti! Sí, en ti. No te voy a dar ideas de qué regalar, ¡te voy a dar ideas de qué pedir! (O qué regalarte, como tú veas.)

Si te apetece leer los post del año pasado, aquí te dejo los enlaces:

  • Parte I: reflexión acerca de cómo hemos perdido de vista el verdadero significado de estas fiestas.
  • Parte II: ideas de regalos.

Advertencias.

En primer lugar, debo advertirte que este es un post de regalos materiales. No habrá reflexiones profundas sobre por qué no debes comprarte cosas que no necesitas o por qué es mejor gastar más en algo bueno que tener mil cosas de mala calidad. No, aquí no me voy a centrar en eso. Voy a partir de la base de que ya eres consciente de las cosas que necesitas y las cosas que no.

Lee con juicio crítico y anota aquellas cosas que resuenen en ti, si no lo necesitas o no te hace ilusión, ¡obvialo! Por favor, no me pidas la hoja de reclamaciones por crearte necesidades. Discernimiento.

En segundo lugar, imagino que tienes gustos muy diferentes a los míos. El hecho de haber llegado a este blog por afinidad o porque eres miembro de La Tribu, no nos hace iguales (¡ni parecidas!), así que te invito a echar un ojo a las webs de los productos, accesorios, prendas, etc, que te voy a mencionar aquí, ¡quizás veas algo que te guste más que lo que yo he propuesto!

Dicho esto, ¡vayamos con las ideas que te propongo para incluir en tu carta!

Ropa para yoga.

Aquí siempre me debato entre mis impulsos de vestir con ropa de algodón, ancha y tradicional, y lo realmente cómoda y feliz que me siento con unos leggings. ¡No sé cuál es tu estilo! Pero dado que nadie le hace ascos a unas buenas mallas, aquí van mis propuestas.

La colección Lucid de Shambhala Barcelona tiene un tejido suave, cómodo y muy elástico y unos colores respetuosos con el entorno de yoga (así lo llamo yo). La marca me ofreció la oportunidad de vestir el legging y el top en un evento al que asistí en noviembre y me gustó mucho, ¡sobre todo el legging!

Por otro lado, te invito a echar un ojo al legging Active de BORN Living Yoga. Son de un tejido menos natural que los anteriores, pero no tienen (en lo absoluto) tacto de plástico. Transpiran, se adaptan muy bien a las curvas y son preciosos. Además, si estás interesada en un top, échale un ojo al Cross Black o al Top Cover, si tienes menos o más pecho, respectivamente.

Por último, y ya puestos a pedir, los jerséis Maya y Kama de Shambhala Barcelona son puro amor. Y, si te apetece un estilo más deportivo, la chaqueta Moon Black de BORN es una belleza.

He colaborado con ambas marcas en alguna ocasión y solo estoy recomendando las prendas que he podido probar y que me han enamorado. ¡Es importante que lo sepas porque me gusta la publicidad honesta!

Cosmética.

En este apartado te voy a dar algunas ideas muy chulas relacionadas con tu piel y tu pelo: jabones, ungüentos, champús, mascarillas y hasta paletas de sombras.

Empecemos por los jabones Manzanilla Detox y el Cúrcuma de KiaOra Botanicals. A esto te recomiendo que le añadas un e-mail solicitando información sobre las cremas hidratantes personalizadas (únicamente las realizan por encargo) y O-Balm, un bálsamo multifunción que yo definiría como una locura para el olfato y un auténtico regenerador para la piel.

Además, si quieres hacerte con el kit facial completo te recomiendo buscar un aceite de árbol de té para uso tópico.

Si lo que te apetece es un buen pack de cuidado para tu pelo, aquí va mi receta: champú Cubano, mascarilla K-Mask y acondicionador reparador. Todo es de KiaOra Botanicals, puedes alternar el uso del acondicionador y la mascarilla, son productos artesanales, veganos, no testados en animales y en apoyo al comercio nacional. ¡Ahí es nada!

[Conocí la marca KiaOra gracias a mi hermana y, aunque he colaborado con ellos en alguna ocasión, ambas compramos habitualmente sus productos. De hecho hace tiempo que no participo en ninguna promoción con ellos, ¡pero sigo recomendando sus productos porque son realmente buenos!]

Bien, y por último, si lo tuyo es el maquillaje, tienes que ver esto (y si puede ser en la tienda, ¡mejor!).

¡Libros!

Aquí van dos libros imprescindibles en tu vida:

El silencio es mi alimento de Vicente Moreno. Es un libro realmente bueno sobre yoga, poco conocido, ameno, bonito y con historias curiosas que lo hacen muy fácil de leer. Aquí tienes el link directo a Amazon, donde puedes leer algunas opiniones (el 100% de los usuarios le ha dado la máxima puntuación).

Slow Life de Alejandra Rodríguez. ¡Sí, yo misma! No puedo dejar pasar la oportunidad de invitarte a leer mi primer libro. Un libro cargado de reflexiones y propuestas para darle un pequeño giro a la vida. Aquí en link directo a Amazon, donde los lectores también me están dejando muy buenos comentarios, ¡muchísimas gracias! [En accesorios yoguis incluyo un precioso pack que ha hecho Mukhas Collection para estas Navidades que contiene el libro y uno de sus malas de la colección Spiritual (Aura y Energy), ¡por si quieres pedir el pack de espiritualidad al completo!]

Ropa y zapatos.

En este apartado he querido traerte dos ideas maravillosas, veganas, de comercio justo ¡y con estilazo!

En primer lugar, quiero invitarte a echar un ojo a las camisetas de Imagine Projects. Esta marca vende camisetas y tote bags de algodón orgánico, son de muy buena calidad, producidas de forma sostenible, de comercio justo y cuyos beneficios van destinados al 100% a causas sociales.

Y, por otro lado, tengo que recomendarte la colección de mujer de Flamingo’s Life. Estoy absolutamente enamorada de las zapatillas Oslo y Kailash (por no mencionar las mochilas Ualabi). Sus materiales son 100% veganos y por cada par de zapatillas que compramos, ellos plantan un par de arboles.

Collares y colgantes.

Un mala siempre es una buena opción, tanto para pedirlo, como para regalarlo. ¿Por qué? Porque se convierte en amigo, compañero, amuleto, protector y compañero de práctica y vida. Te recomiendo que lo elijas tu misma o que ofrezcas alguna directriz a la persona que te lo va a a regalar (colores, materiales, tienda, etc), porque un amuleto es algo muy personal y quizás no todo el mundo conecta tanto con tu vibración como para acertar en la elección de tu mala.

Si te llama la atención esto de autoregalarte o pedir un mala como regalo de Navidad, te invito a leer mi artículo Cómo elegir tu mala. Allí encontrarás información que te gustará tener en cuenta antes de aventurarte a elegir uno. No obstante, te voy a recomendar algunos y también algunos colgantes de plata si crees que los malas no son lo tuyo.

La colección Spiritual, de Mukhas Collection, se compone de dos malas muy sencillos (más económicos que el resto porque no tienen tantas piezas de piedra natural), preciosos y poderosos. Aunque a mí el que más me gusta es Spiritual Energy Mala, te recomiendo ver el Spiritual Aura Mala (con aguamarina e hilo azul).

Unos de los packs que ha lanzado la marca para estas Navidades contiene un mala de esta colección y un Slow Life, y lo han llamado Kit Saraswati (Diosa del conocimiento y la intuición). Es sin duda un fabuloso regalo, tanto para hombre como para mujer, y un maravillosa opción para pedir por Navidad.

Además, si buscas un mala o pulsera que sea femenina y con mucha carga espiritual, te recomiendo la colección Spiritual Mood. Estas piezas las diseñé yo misma y, aunque se venden por separado, Mukhas ha preparado un pack que es puro amor: el Kit Spiritual Mood. Si quieres más información sobre el mala Spiritual Mood y su pulsera a juego, puedes echarle un ojo este post donde explico por qué elegí los materiales de los que están hechos y cómo fue el proceso creativo.

Por último, si lo que te gusta es la joyería de plata, aquí van algunas ideas preciosas y muy delicadas: Perseidas Collar, Eclipse Collar y el pack de dos collares Esencia.

[10% de descuento. Recuerda probar el código SPIRITUALWOMAN10 cuando compres en Mukhas Collection, no siempre hay posibilidad de aplicarlo, ¡pero la mayoría de las veces sí! Colaboro con ellos habitualmente y, además, ¡son mi primera opción cuando tengo que hacer un regalo o un auto-regalo!]

Herramienta para la práctica de yoga.

A ver qué te parece esto. El otro día me topé con Yowe Yoga en Instagram y me ha parecido una herramienta maravillosa, sobre todo para profesores y personas que practican yoga en su casa.

Como no lo he visto en persona, ni lo conozco en profundidad (porque no lo tengo), me puse en contacto con la marca para hacerles unas preguntas al respecto y ¡poder recomendarlo con conocimiento de causa!

Se trata de una caja, que a su vez contiene cajitas más pequeñas, donde se agrupan por tipo de asana las 50 posturas que propone la herramienta. Además, viene un librito donde aparecen las asanas ordenadas por nivel de dificultad, se explica cómo entrar en cada una de ellas y cuáles son sus principales beneficios y contraindicaciones. Al final del libro hay un ejemplo de clase por niveles: básico, intermedio y avanzado.

También les pregunté si la información en él contenida es suficiente para un principiante y, aunque me respondieron que sí, también me dijeron que ellos siempre recomiendan a las personas que nunca han practicado yoga que sean especialmente prudentes.

Si se quiere profundizar en la práctica o conocer más acerca del Hatha Yoga, recomiendan El nuevo libro de Yoga de Sivananda.

Por último, aunque me han comentado que no harán promociones o descuentos por Navidad, sí tienen planeado hacer algún sorteo en Instagram, ¡así que muy atenta a su cuenta!

¿Un porta documentos de tela?

Sí, se que este post se está haciendo largo, pero es que cuanto más tiempo paso pensando en cosas que te podrían gustar, más cosas vienen a mi mente. ¡Esta recomendación es totalmente novedosa! Creo que nunca he hablado de La Bohème Handmade y no creo que tenga una mejor ocasión que esta.

En La Bohème puedes encontrar neceseres, bolsos de mano y portafolios hechos de tela y cosidos a mano, y con mucho amor, por Silvia.

Utiliza telas de distintos estilos, por lo que un mismo modelo puede ser un precioso neceser para ti o para llevar las cosas de tu bebé. ¡No dejes de echarle un ojo a su tienda! Ya sabes que soy amante del apoyo al emprendedor  y, como KiaOra y Mukhas, La Bohème es otra de esas marcas que nunca me cansaré de promocionar.

¿Y qué tal un vaso reutilizable?

Yo no soy muy de llevar el café por la calle, primero, porque trabajo desde casa y lo de tomar café de cafeterías terminó para mí hace algo más de un año (y por el momento) y, segundo, porque cuando quiero un café me siento, me lo tomo, observo a la gente, leo, lo termino, pago y me veo. No puedo escribir un libro llamado Slow Life y luego tener tanta prisa que deba pedir mi café para llevar.

Pero, si a ti te gusta eso de ir con tu vasito de Starbucks por la calle (porque vamos a ser honestos, es muy chic y, además, está calentito), te propongo una solución más ecológica, más duradera y mucho más chic: una KeepCup.

Están disponibles en Amazon y, muy probablemente, en tiendas ecológicas y hasta en El Corte Inglés. Las hay de plástico y de cristal y ¡no te preocupes! Las de plástico no transfieren ningún tipo de sabor y son recomendadas por los baristas.

Si necesitase una, no lo dudaría: cristal, tapa negra, accesorio de corcho y tamaño mediano. ¡Pero échale un ojo a las opciones! ¡Tienen de muchísimos estilos y colores!

¿Y dinero?

¡Que no se pierda la magnífica costumbre de pedir dinero!

Si alguien te pregunta sobre qué quieres por Navidad y no quieres nada, no necesitas nada, no te apetece nada en concreto y no sabes qué decir. Di dinero.

Un sobre con unos euros siempre es una buena opción, ¡pero sé responsable! Guárdalo con celo e inviértelo en algo que sea realmente importante para ti. Quizás ahora no quieras nada de lo que te he dicho, pero en un mes sí. O ¡qué se yo! Quizás quieras acudir al próximo curso de invertidas de Aida Venture y prefieres dinero para eso que cualquier otra cosa.

Resumiendo.

Te resumo rápidamente todo lo que te he contado.

En este artículo empecé pidiéndote que leyeras mis recomendaciones con juicio crítico y sin permitirme crearte necesidades donde no las tienes. ¡Apoyo el minimalismo y lo menos que pretendo es que llenes tu espacio de cosas que vas a usar! También es por ello que te he recomendado algunos básicos y, aunque otras cosas son un poco más prescindibles, he querido ofrecerte ideas de muy buena calidad, útiles, bonitas y buenas para ti (y no, no hay nada barato).

No hay nada barato porque creo que si podemos elegir entre tener una camiseta buena de comercio justo o tener seis de mala calidad y elaboradas vete tú a saber dónde, deberíamos empezar a acostumbrarnos a elegir siempre la primera opción. Por nosotros, nuestro espacio at home y por el planeta.

Continúo. Algunas de las cosas que te he recomendado como auto regalo (o regalo para pedir a tus Reyes) son:

  • Productos para el pelo o cosmética artesanal de KiaOra Botanicals.
  • Camisetas básicas de algodón de Imagine Projects y zapatillas estilo skater de Flamingo’s Life.
  • El silencio es mi alimento y Slow Life como libros imprencidibles para el 2018.
  • Ropa para la práctica de yoga de BORN Living y Shambhala Barcelona.
  • Malas y joyería de plata de Mukhas Collection, donde además tienen los Kits Spiritual Mood y Saraswati.
  • Un porta documentos o un neceser de La Bohème.
  • Dinero para un curso de invertidas de Aida Venture ¡o para lo que tú quieras!
  • Una KeepCup para tomar cafés con estilo y reducir los desechos que generas.

¡No me digas que no te doy ideas!

Recuerda ser responsable con tus compras de Navidad, si no necesitas algo ¡no lo necesitas! Si lo quieres porque te apetece, ¡perfecto! Pero pide o compra con algo de razonamiento e intuición.

Un buen tip para elaborar tu lista de Navidad con responsabilidad es hacer una limpieza general antes. Si te deshaces de cosas antes de pedir nuevas cosas, conseguirás dos buenos resultados: por un lado, comprobarás si te falta algo y podrás pedirlo y, por otro lado, te dará tanta pereza continuar acumulando cosas inútiles que lo de pedir por pedir será historia.

¡Consciencia y gratitud!

Y… ¡Felices fiestas!

Deja un comentario